Archivada la querella presentada por un vecino sobre el ruido de las campanas de la iglesia de San Pablo

0
433

Con todas las reclamaciones y denuncias que presentó ante la Policía Local y los tribunales, Juan Yepes no ha logrado finalmente su objetivo de evitar que las campanas de la iglesia de San Pablo continúen repicando como lo vienen haciendo desde hace varios siglos.

La juez del juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 3 de Cieza, Elena Vidal Sánchez, ha acordado el archivo provisional de las diligencias abiertas sobre un presunto delito de prevaricación administrativa, incoadas en virtud de la querella del citado vecino de Abarán contra el alcalde, Jesús Molina Izquierdo, por las supuestas molestias que le ocasionaba «el ruido de las campanas». El regidor mostró su satisfacción por el archivo de la querella, pero anunció que «estamos preparando un mecanismo para que toquen de día, pero no de noche».

Noticia  publicada en  LA VERDAD