El abaranero Cristian Marin ‘Honart’ se convierte en el primer tatuador de las estrellas de la NBA en un videojuego

0
517

Cristian Marín, un joven de Abarán conocido como ‘Honart’, aparecerá en la próxima edición de ‘NBA2K’, un simulador de baloncesto que vende 10 millones de copias al año.

Artículo publicado por La Verdad.

Los videojuegos deportivos evolucionan a un ritmo meteórico. No hace mucho que bastaban unos monigotes simulando un determinado deporte para entretener a quien se sentara frente a la pantalla, pero ahora las empresas intentan ofrecer una experiencia más realista. Muchas de estas innovaciones son obra de las compañías encargadas de las cuatro grandes ligas norteamericanas: baloncesto, fútbol americano, béisbol y hockey sobre hielo. Por ejemplo, ‘NBA2K’, que este último año introduce una nueva figura, un tatuador de las estrellas de la competición. Y para ello, el elegido es el abaranero Cristian Marín, conocido como ‘Honart’.

Uno de los modos de juego que ofrece ‘NBA2K’ ofrece la posibilidad de crear y personalizar a un jugador. Con él, pueden disputarse partidos pero también realizar todo tipo de actividades que rodean la vida de las estrellas fuera de las canchas, como visitar un estudio de tatuajes. Ahí aparece el murciano, cuyo personaje teñirá los cuerpos de los fenómenos virtuales. Esta historia con tintes inverosímiles surge «a raíz de mi mánager, que tiene contactos en Los Ángeles», explica ‘Honart’. Será parte del juego durante las próximas tres temporadas, empezando por la nueva edición que sale este mes de septiembre, y su papel evolucionará progresivamente. «Cada año voy a ir teniendo algo más de protagonismo», comenta el tatuador unos días después de firmar su contrato en Los Ángeles.

Cristian Marín sigue siendo uno de los empleados del estudio Ganga Tattoo, ubicado en la pedanía murciana de El Palmar. Cuando pusieron en marcha el proyecto eran solo tres: además de él, empezaron el mánager de ambos y Ganga, que pone nombre al local y es otro tatuador solicitado mundialmente. No han pasado ni dos años, pero sus vidas han dado un vuelco por completo. Lonzo Ball, ex de los Lakers, o Fabian Delph, futbolista del Manchester City, son algunas de las figuras que contrataron el trabajo del abaranero, especializado en el «realismo en blanco y negro».

Sin embargo, pese a todo el ‘glamour’ que sugieren estas colaboraciones, «que están muy guays», ‘Honart’ reconoce que su último paso supone algo especial. «Es algo que no había hecho todavía nadie de esa manera en un videojuego», destaca. Es indiscutible que puede significar un impulso para su carrera. LeBron James, mejor jugador de este generación, o el rapero Jay-Z también colaboraron con ‘NBA 2K’. Además, el videojuego vendió unas 10 millones de copias cada uno de los últimos años y es uno de los pasatiempos más populares entre los jugadores de la liga para desconectar de los partidos. Un escaparate gigantesco. De hecho, junto al cantante J Balvin, ‘Honart’ es el único hispano que saldrá en esta edición, sin contar a los jugadores.

Natural de la pedanía de San José de Abarán, ‘Honart’ vive ahora en la capital de la Región, donde se siente muy a gusto pese a visitar ciudades como Manchester o Los Angeles por trabajo. «Me encanta Murcia y no tengo pensado irme», asegura. De hecho, este escenario es algo totalmente inesperado para él. «Yo jamás había pensado en dedicarme a esto, estaba estudiando Arte pero tirando más hacia el diseño gráfico». Como todas las historias increíbles, hubo un punto de inflexión. «A un amigo mío le regalaron unas máquinas chinas. Las probé, investigué un poco más, empecé, empecé empecé…» Y no ha parado hasta ahora, que está a punto de aparecer en las videoconsolas de todo el mundo.