Los ediles Rosa García y Felipe García acuden a declarar en el juzgado

0
923

El concejal de IU-Verdes Felipe García y la edil de Ciudadanos Rosa García han acudido hoy al juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 3 de Cieza para declarar por la querella interpuesta por el alcalde de Abarán, José Miguel Manzanares, por un presunto delito de injurias y calumnias.

A la comparecencia, les han acompañado, entre otros, Fernando Martínez, concejal de UyD, Isabel Pérez (PSOE) además de componentes de IU-Verdes Abarán y también de Cieza, el coordinador de IU en la Región de Murcia, José Luis Álvarez-Castellanos y representantes del grupo Somos Región.

La titular de ese juzgado admitió a trámite la querella a finales del mes de febrero por los supuestos delitos de injurias y calumnias que los ediles habrían manifestado en una rueda de prensa que ofrecieron tras el Pleno en el que se revocaron las retribuciones de los miembros de la Corporación.

Manzanares denunció que los dos ediles habían realizado afirmaciones referentes a su vida personal y no política.

En declaraciones a los medios de comunicación en la misma puerta del juzgado, el portavoz de Izquierda Unida en el ayuntamiento de Abarán, Pablo J. Rodriguez, reconoció que «hoy es un día muy triste para la democracia local».

Según Pablo, la querella tiene su origen tras las declaraciones realizadas por Miguel Ángel Miralles, secretario de organización del Partido Popular de la Región de Murcia, en las que se escuda para no dialogar con la oposición, detrás de dos menores, algo que es rechazado por Felipe García». «Esto parece el mundo al revés», reseñó Rodriguez.

Por su parte el representante de Unión y Desarrollo, Fernando Martínez, dijo que estaba apoyando a sus compañeros de corporación por solidaridad y matizó que «cuando uno se presenta en unas listas electorales, sea del color que sea, lo hace para hacer el bien para su pueblo y en ningún caso piensa que se tenga que ver en un juzgado con lo que eso conlleva tanto para él como para su familia».

Isabel Pérez del Grupo Municipal Socialista, que también se encontraba en las inmediaciones del juzgado, mostró el apoyo de su partido a los ediles implicados, a la vez que recalcó que «esta no es la actitud que hay que tomar como alcalde. Esperamos que esto no se vuelva a repetir porque solo luchamos por solucionar los problemas del pueblo», aseveró.